Entrevista - Presidente de Agrogenética Riojana
Benjamín Enrici, “Argentina no puede correr siempre de atrás”

La Rioja se proyecta hacia “una industria fuerte, de ingreso de dólares a través de radicación de empresas bajo un sistema de licencias”, pero también extiende el modelo de desarrollo integral del cannabis a los pequeños productores y a los autocultivadores. Industria Cannabis dialogó al respecto con Benjamín Enrici, Presidente de Agrogenética Riojana, una empresa mixta con participación mayoritaria del Estado provincial.

14 de Noviembre, 2020
Por: Ingrid Sept Lasser
Benjamin Enrici foto de Via Rosario

Benjamín Enrici es presidente de Agrogenética Riojana, una empresa mixta con participación mayoritaria del Estado provincial. Oriundo de la provincia de Córdoba, Enrici vio hacia fines de los 90 que en las regiones de agricultura de oasis de La Rioja, existía “un atraso tecnológico muy grande con respecto a las mismas producciones en otras partes del mundo”, en las producciones regionales de olivo, vid, nogal o jojoba. Ese retraso “se basaba en un pilar importantísimo, que es la genética”, agregó.

El Presidente de Agrogenética Riojana habló sobre el origen de esa empresa, con el desarrollo de un proyecto que le presentó al gobernador de ese momento, Luis Beder Herrera, “diciéndole que la única forma de generar una transformación en el sector productivo de la provincia era creando un centro de biotecnología como herramienta para traer la mejor genética del mundo y hacer las plantas de alto valor genético con las técnicas modernas”, según expresó el ingeniero agrónomo.

Luego de presentar esa idea, Enrici viajó a California y es allí donde se encontró con las granjas de cannabis y el destino medicinal de la planta. A partir de ese momento, convocó a “gente de Canadá y de Estados Unidos para evaluar las condiciones de La Rioja, para hacer el cultivo de cannabis orientado no solo al aceite medicinal, sino a la producción de cáñamo para fibra”. Y, en ese marco, “evaluaron a La Rioja como uno de los mejores lugares del mundo en cuanto a la condición del clima, para producir aceites de primera calidad y fibra de cáñamo”.

Desde ese lugar, el Presidente de Agrogenética Riojana comienza a desarrollar un plan para el uso de cannabis medicinal, entendiendo que “era la solución a un problema de salud pública”, debido a sus consideraciones sobre que “el paciente riojano accede a un producto malo, caro y sin prescripción” respecto a las oportunidades que existen en lugares como la región de la Ciudad de Buenos Aires.

Asimismo, el ingeniero agrónomo agrega que “la otra parte del proyecto es generar una industria que ponga a La Rioja en la vanguardia de la biotecnología, en un producto que tiene un enorme horizonte en la medicina. Esto sostiene a nuestros profesionales que quieran radicarse y trabajar en una industria que tiene una gran ventana de oportunidad con la posibilidad de grandes inversiones en dólares y de generación de mano de obra”.

En ese sentido, destacó la importancia de la voluntad política para el impulso de proyectos de este tipo y el rol que debe tener el Estado en ese aspecto: “nuestro concepto es un desarrollo federal, que tiene al Estado como protagonista. Lo que nosotros no queremos que pase con la industria del cannabis es que seamos contratistas de los que generan la biotecnología”, puntualizó.

De esta manera, Enrici sostiene que la iniciativa riojana es “uno de los proyectos más integrales en cuanto a la industria que no solo contempla la participación privada sino que pone al Estado como actor principal, y que puede hacer extensivo el modelo a un sector minifundista que de otra manera quedaría excluido, porque nosotros hemos creado un modelo de industria que entrega licencias y que a través de ellas logra un desarrollo en toda la expresión territorial de la provincia”.

El modelo de licencias propuesto contempla dos cuestiones: la participación de privados y una empresa pública testigo, que permite extenderse hacia los pequeños productores y realizar alianzas estratégicas en materia de biotecnología. El Presidente de Agrogenética Riojana detalló en ese aspecto que se ha dividido al territorio provincial en tres regiones, según elementos de logística o de clima y que el fin de las licencias es el de “radicar muchas empresas pequeñas (no quiere decir que no se radique una grande, pero con gran diversidad en el horizonte de mercado). La idea es abarcar todos los rubros, no concentrarse en el cannabis medicinal”.

A su vez, agregó: “esas licencias se van a dividir por tipos y categorías; es decir, va a haber licencias para producción y cultivo, licencias para producción de fitoderivados y valor agregado, va a haber licencias para transporte, para investigación y licencias diferentes en cuanto a normativas de seguridad, para lo que es producción de THC o producción de cáñamo”.

En cuanto al desarrollo industrial, Enrici se mostró “esperanzado de que el año que viene se trabaje un marco legislativo para el desarrollo de la industria”, debido al conocimiento de iniciativas por parte del Ministerio de Desarrollo Productivo de la Nación y el proyecto presentado en la Honorable Cámara de Diputados por Mara Brawer. “La parte industrial no se puede ejecutar bajo la legislación actual, pero La Rioja va a presentar el modelo de desarrollo para generar una legislación que a La Rioja le sirva para ser competitiva y entrar al mercado”, sostuvo.

En este marco, el ingeniero agrónomo puso el acento en que “Argentina no puede correr siempre de atrás”. Y ejemplificó con la imposición de límites al THC: “Argentina tiene que ir sin techo de THC, porque si nosotros legislamos en base a una ley anterior, al otro día van a sacar el límite al THC (cosa que va a pasar el año que viene en Estados Unidos) y nosotros vamos a estar de nuevo corriendo de atrás”. Asimismo, afirmó que “para que Argentina se ponga a la vanguardia del mercado y acceda a mercados de venta y exportación, tiene que tener una legislación superadora en materia de industria”.

El proyecto de salud pública que actualmente se encuentra en desarrollo en la provincia de La Rioja consiste en tres ejes: el primero es un ensayo agronómico a realizarse en el mes de diciembre de 2020, en una superficie de 1 hectárea y cultivando seis variedades. Esto, según Enrici, les dará como resultado materia prima para entregar en el Ministerio de Salud y en otros proyectos de investigación y “el know how para encararlo a una etapa industrial que también se está desarrollando: son 7 hectáreas que se están invirtiendo en forma paralela en la parte de la industria”, detalló.

El segundo eje del proyecto tiene que ver con el análisis de aceites de cannabis a terceros: “a todos los que compran en el mercado negro le damos la posibilidad de analizar su aceite, decirle si es apto para consumo o no y darle un certificado con la composición, para que después el médico que prescriba pueda tener un elemento racional para hacerlo”, explicó el ingeniero agrónomo.

El tercer aspecto es el de la capacitación de médicos, a través de un convenio con la Universidad Nacional de La Plata (UNLP), que ya tiene una cátedra especial de cannabis, y con el Ministerio de Salud, para hacer una capacitación de carácter universitario. Se realizará a través de la Universidad Nacional de La Rioja (UNLaR).

Enrici ahondó en los convenios que ya se han firmado con instituciones públicas, como el CONICET y la ya mencionada UNLP, en términos de ensayos e investigación de variables agronómicas, así como de fitoderivados. Al respecto, el Presidente de Agrogenética Riojana sostiene que “cuando extrapolemos el proyecto, vamos a poder darle un estándar de calidad para que ingrese bajo la normativa que se requiere para uso médico”. Y, en esa línea, contó que “la ANMAT (NdR: Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica) va a sacar al cannabis como una planta tóxica; de hecho, inscribió el primer producto derivado de cannabis como medicamento herbario y eso obliga a sacarlo, lo que es un gran avance”.

Por último, Enrici remarcó que La Rioja puede encontrar en el desarrollo industrial del cannabis el aporte de “una industria fuerte, de ingreso de dólares a través de radicación de empresas bajo un sistema de licencias, pero que también contempla el modelo extensivo al sector minifundista y a aquellos autocultivadores con determinadas condiciones de trazabilidad e identificación para que puedan tener la posibilidad de abastecer tanto al sistema de salud como a la cosmética”.

Editorial
Por Leandro Ayala - Fundador de Industria Cannabis. Presidente de la Confederación Cannabica Argentina y Emprendedor Cannábico.
opinion
A fines de 2020 se aprobó y reglamentó la Ley Nacional 27350, que habilita la investigación del cannabis para uso medicinal, lo que representa un hecho absolutamente novedoso en varios sentidos. El 5 de mayo de 2022 el Congreso aprobó de Ley para el “Desarrollo productivo del cáñamo, cáñamo industrial y/u hortícola”. Ambas leyes podrían abrir un enorme potencial de articulación público-privada, centrada en el agregado de valor, la generación federal de empleo y la incorporación de tecnología.
Hasta el año 2005 le correspondía exclusivamente a la justicia federal de cada una de las jurisdicciones provinciales en el país. A partir de allí, se dio la posibilidad a las provincias, que así lo deseen, de perseguir, juzgar y condenar algunos delitos contenidos en la ley 23.737. Esto genera que algunas provincias se desfederalicen y persigan delitos de consumo, narcomenudeo o microtráfico, entre otros.
El 11 de abril el Ministerio de Salud, por medio de la resolución 781/22, creó una nueva categoría para “Productos vegetales a base de cannabis y sus derivados destinados al uso y aplicación en la medicina humana”, haciendo una separación de esta categoría de las médicas medicinales y las medicinales herbáceas. En otras palabras, comienza a establecerse un esquema propio para el registro de productos medicinales de Cannabis, distinto al régimen legal de aprobación de otro tipo de producto medicinal.
Últimas Noticias
El Estado americano generó más de $152 millones por las ventas de Cannabis y la mayor parte de estos ingresos se destinarán para financiar escuelas.
La activista es una de las personas más importantes de la historia del cannabis y llega a la Argentina tras la invitación de la Confederación Cannábica Argentina para firmar su autobiografía el 11 de octubre.
La Asociación podrá comenzar a sembrar en las próximas semanas en un terreno que el estado provincial cedió en comodato a la ONG para que lleve adelante el proyecto en la provincia de Chubut.
En el auditorio Aurora Zucco de Bellocchio del Hospital Nacional en Red “Lic. Laura Bonaparte”, se llevó a cabo el pasado el encuentro en el marco de las acciones formativas y de capacitación que implementa la institución.
El 24 de agosto se llevó a cabo el II Congreso Internacional de Cannabis y Cáñamo, en la sede de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME). Del encuentro participaron especialistas nacionales e internacionales, que debatieron las posibilidades de este sector productivo que espera la reglamentación de la Ley 27.669 de Cannabis Medicinal y Cáñamo Industrial.
Mamá Cultiva Argentina, en articulación con el Centro Cultural de la Cooperación Floreal Gorini, presentan la primera edición digital de esta Guía de acompañamiento en cannabis para la salud.
Una de las demandas centrales de los colectivos y agrupaciones es "no más presos por cannabis", además de una regulación que permita desarrollar la industria del cannabis sin allanamientos y detenciones
El proyecto parte de la inversión de una empresa mendocina, contará con el acompañamiento de la Municipalidad y tendrá asesoramiento del INTA y del CONICET.
Su presidente, Francisco Malica, dijo que este paso “constituye la primera extracción de la provincia y tal vez del nordeste argentino”. Ahora el producto debe pasar por los controles de calidad. El objetivo es abastecer a la población de la provincia.
Los días 2, 3 y 4 de septiembre San Luis vivirá tres jornadas a puro cáñamo, donde se brindarán talleres y conferencias sobre los diversos usos industriales que tiene la planta.
Seleccion del Editor
Diálogo con Graciela Jara Sánchez, encargada de Distribuidora 1422
Mónica Hourcade: “Tiene que asegurarse la provisión de un aceite que vos sepas con certeza lo que estás tomando”
El modelo canadiense - Cómo funciona el modelo de industria del cannabis más avanzado
Argentina se tiñe de verde: cuáles y cómo son las leyes y proyectos en todo el país, tras la nueva reglamentación de la Ley 27.350