Desarrollo cannábico en las provincias
Tucumán: un instituto del CONICET se encamina a la investigación sobre cannabis medicinal

El Instituto de Bioprospección y Fisiología Vegetal (INBIOFIV) de la Universidad Nacional de Tucumán es el segundo instituto del CONICET autorizado en Argentina para el estudio de la planta. El proyecto prevé la optimización de las condiciones de cultivo y la selección de las cepas de cannabis que tengan mayor potencial medicinal.

7 de Abril, 2021
Por: Ingrid Sept Lasser

El Instituto de Bioprospección y Fisiología Vegetal (INBIOFIV), de la Universidad Nacional de Tucumán, comenzará los trabajos vinculados a su proyecto de investigación sobre cannabis medicinal. La iniciativa, aprobada por el Ministerio de Salud de la Nación a fines del mes de febrero, tiene que ver con el “Estudio químico, fisiológico y biológico de Cannabis sativa (var sativa y var indica) cultivadas en Tucumán, para la obtención de productos de uso medicinal”, como lo indica su título.

Con este marco, el INBIOFIV es el segundo Instituto del CONICET que está autorizado a estudiar la planta en Argentina y el primero en el norte del país. El instituto se dedica “al estudio interdisciplinario de especies vegetales de interés regional desde el punto de vista bioquímico, fisiológico, funcional y agroecológico” con el fin de aprovechar los recursos naturales de forma sostenible, así como “contribuir al mejoramiento de la calidad de vida de los habitantes de la región”.

Entre los fines más destacados de la investigación, se le da relevancia a la optimización de las condiciones de cultivo de plantas de cannabis; esto es, la adaptación al clima, a los suelos, al agua y a la modalidad de cultivo. Se prevé que, luego de esa etapa, puedan seleccionarse las variedades medicinales que cuenten con un fuerte potencial terapéutico.

En tanto, otro de los pilares del proyecto llevado adelante por el INBIOFIV tiene que ver con los procedimientos de extracción, con hincapié en los principios activos de la planta y el análisis sobre las propiedades medicinales que estos tienen para diversas patologías y afecciones. El fin último es el desarrollo de productos medicinales seguros y de calidad.

El texto de la iniciativa había sido presentado al Ministerio de Salud de la Nación en el año 2018, cuando el INBIOFIV decidió comenzar una línea de investigación sobre la planta de cannabis. El desarrollo del mencionado proyecto podría significar el primer cultivo institucional de cannabis en Tucumán.

La institución se propone brindar capacitación sobre cannabis medicinal, cuestión que ya abordaron en 2020, cuando organizaron el primer curso de posgrado en cannabis medicinal en el NOA, al que asistieron profesionales de diversas provincias de nuestro país. Los temas trabajados se referían a la botánica de la planta de cannabis; el control de calidad del material vegetal con fines medicinales; el cultivo, la cosecha y el almacenamiento de cannabis medicinal; la preparación, estandarización y control de calidad de los bioproductos derivados; entre otros.

A su vez, otro de los objetivos del INBIOFIV es brindar servicios de control de calidad de productos de cannabis medicinal. Para eso, cuentan con un Servicio Tecnológico de Alto Nivel (STAN): ensayos, análisis, asesorías y/o consultorías institucionales, que cualquier empresa o institución pública o privada puede solicitar al CONICET. Para esto se utiliza el equipamiento, la infraestructura y los recursos humanos especializados de este organismo.

Editorial
Por Leandro Ayala - Fundador de Industria Cannabis. Presidente de la Confederación Cannabica Argentina y Emprendedor Cannábico.
opinion
De acuerdo con Clarke & Merlin (2013), es posible que las semillas de cáñamo se usaran como alimento en el Paleolítico, por los antiguos pueblos euroasiáticos durante el Holoceno, y en Japón para el año 10.000 A.C. El consumo del cáñamo como alimento por su elevado valor nutricional podría haber sido el primer uso del cáñamo conocido por el ser humano.
Hasta el año 2005 le correspondía exclusivamente a la justicia federal de cada una de las jurisdicciones provinciales en el país. A partir de allí, se dio la posibilidad a las provincias, que así lo deseen, de perseguir, juzgar y condenar algunos delitos contenidos en la ley 23.737. Esto genera que algunas provincias se desfederalicen y persigan delitos de consumo, narcomenudeo o microtráfico, entre otros.
La regulación del uso terapéutico del Cannabis en Brasil es un fenómeno reciente y bastante controvertido. Con respecto a América Latina, como Argentina, Uruguay, Colombia y México, no es exagerado llamarla, cuando menos, tímida.
Últimas Noticias
Este sábado 04 de Febrero a partir de las 16 se podrá disfrutar de charlas, música y una feria de emprendedores locales en la localidad santacruceña.
Entre enero y noviembre de 2022, el país latinoamericano exportó un total de 8,4 millones de dólares a través de la comercialización de cannabis.
“Este reconocimiento es el visto bueno para poder desarrollar el objetivo, que nos hemos propuesto como asociación”,contó Matías Salvado, Tesorero de la Cámara Cannabica Fueguina, a Industria Cannabis.
El último lunes, 23 de enero, el Gobierno nacional creó la Agencia Regulatoria de la Industria del Cáñamo y el Cannabis Medicinal (ARICCAME), el organismo estatal que tendrá como tarea principal reglamentar y poner en marcha la ley 27669. Industria Cannabis habló con Gabriel Giménez, responsable de la secretaría de Agricultura/INASE en la Agencia Federal.
Tras el lanzamiento de la Agencia por parte del gobierno, los actores vinculados a la industria se manifestaron optimistas y puntualizaron los objetivos para dar celeridad a la reglamentación.
El ministro de Economía, Sergio Massa, encabezó este miércoles el lanzamiento de la primera Mesa de Trabajo de la ARICCAME
La regulación del uso terapéutico del Cannabis en Brasil es un fenómeno reciente y bastante controvertido. Con respecto a América Latina, como Argentina, Uruguay, Colombia y México, no es exagerado llamarla, cuando menos, tímida.
Mediante un decreto, nombraron a Francisco Echarren como Presidente de la Agencia encargada de la implementación de la cadena de industrialización de cannabis medicinal y el cáñamo en todos sus usos.
Además, el gobernador ha aprobado la aplicación de indultos para las personas condenadas por delitos de posesión de cannabis.
De acuerdo con Clarke & Merlin (2013), es posible que las semillas de cáñamo se usaran como alimento en el Paleolítico, por los antiguos pueblos euroasiáticos durante el Holoceno, y en Japón para el año 10.000 A.C. El consumo del cáñamo como alimento por su elevado valor nutricional podría haber sido el primer uso del cáñamo conocido por el ser humano.
Seleccion del Editor
¿La victoria de Lula abre camino hacia el cambio de paradigma del cannabis en Brasil?
¿Avanzará Fernández cómo hizo Biden?
Se conocieron detalles del plan de Alemania para legalizar el Cannabis
“La construcción siempre tiene que ser colectiva”