Cannabis y trabajo
El potencial de la industria cannábica para la generación de empleo

Uno de los aspectos más importantes del desarrollo industrial del cannabis es el mercado laboral, debido a la generación de nuevos y variados puestos de trabajo. Cifras y expectativas de un sector que, ante los avances legales, puede convertirse en una fuente de gran ayuda para la situación económica actual.

Cultivo de Cannabis: Producción a gran escala

La clave del desarrollo de cualquier industria es la rentabilidad y la capacidad de generar empleo. En el caso del cannabis, según el Centro de Investigación Económica y Social Fedesarrollo, de Colombia, esta industria genera alrededor de 17 empleos formales por hectárea. Es importante destacar que estos datos constituyen un valor estimativo y promedio, que depende en gran medida de qué tipo de cultivo y de producción se trabajen.

En Argentina existen números basados en la experiencia de la provincia de Jujuy, donde hay un desarrollo productivo de cannabis medicinal de tipo público-privado, que arroja cifras a mediano plazo: “apuntamos a llegar a 2000 hectáreas y a 8000 puestos de trabajo todo el año”, expresó Gastón Morales, presidente de Cannava, la empresa estatal jujeña productora de derivados de cannabis. Cannava contiene un circuito de producción que incluye el cultivo, la extracción y formulación de aceites de cannabis, junto con la investigación científica, etapas que derivan en la creación de empleos directos e indirectos en una cantidad más que interesante.

Con la nueva reglamentación de la Ley 27350, establecida por el Poder Ejecutivo Nacional, las iniciativas abocadas a la producción de cannabis medicinal encuentran el paso para generar empleos, tanto en el sector estatal como en el privado. En el escenario económico actual, es muy importante pensar en esta vía que ocupa un lugar importante en la agenda productiva argentina.

Una hectárea del cannabis puede generar hasta 17 puestos de trabajo (Urgente 24)

El contexto de la pandemia causada por la Covid-19 ha trastocado las economías de la mayoría de los países del mundo, y con ella la variable del desempleo fue en crecimiento. En un artículo publicado por Lewis Koski, quien analiza los impactos de la industria cannábica sobre los mercados para Forbes, se realza que la industria del cannabis legal en los Estados Unidos construye una nueva fuerza de trabajo en medio de la pandemia.

Allí se analiza que, incluso en este contexto, el empleo en el sector del cannabis medicinal y de uso adulto en ese país alcanzaría la cifra de 300.000 puestos de trabajo, un 50% más que el año pasado. “Para poner las cosas en perspectiva, el número de empleos en la industria del cannabis sería más o menos el mismo que la industria de las bebidas y de la programación. Es importante tener en cuenta que solo 11 Estados tienen mercados completamente legales. Si el cannabis se legaliza en los 50 Estados, es fácil ver que su capacidad laboral sobrepasará la de otras industrias más establecidas”, remarca Koski en su análisis hecha antes de los cambios electorales de 2020.

Cannabis: oportunidad económica para los países con sus devidos marcos legales como el Uruguay (Marca Pais Uruguay)

En el caso de México, que se encuentra avanzando en la legalización del cannabis a nivel nacional, se afirma que se pueden llegar a generar entre 100 mil y 250 mil empleos directos e indirectos. Esto aseguró Erick Ponce, presidente del Grupo Promotor de la Industria de Cannabis (GPIC), en una entrevista con Business Insider México.

Los empleos generados por la industria del cannabis son muy diversos: desde cultivar, que requiere conocer muy bien la planta y las habilidades generales de cultivo, hasta la venta de productos realizados con cannabis, que implica un conocimiento del mercado donde se colocarán. En el medio, se encuentran los estadíos de cosecha, poscosecha e industrialización donde se necesita personal idóneo.

Asimismo, es fundamental el rol de los científicos que trabajen en la estabilización de semillas, en el diseño de productos medicinales, en el desarrollo de tecnologías tanto de cultivo como de industrialización, además de mirar hacia otros tipos de industrias donde se pueda aprovechar el CBD (como la alimenticia, la cosmética, la plástica, la textil, entre otras).

Editorial
Por Leandro Ayala - Fundador de Industria Cannabis. Emprendedor Cannábico.
opinion
Las condiciones impuestas por el Estado, a través de la nueva Reglamentación de La Ley 27350 del Programa de Investigación para Uso Terapéutico y Medicinal de Argentina, el REPROCANN (Registro del Programa de Cannabis), dejando toda retórica demagógica, en los hechos han llevado a el Cannabis que es un recurso de una Fitoterapia con amplias bondades para la Salud de las Personas, vuelvan frustrar las esperanzas y hagan inaccesible este recurso a la Salud.
La industrialización es un factor de suma importancia para los países en donde los mercados necesitan de una reactivación económica urgente, en la que pasemos de una Industria depredadora de ecosistemas a una que pueda llevar acabo altos estándares del cuidado de la naturaleza.
Muchos países han avanzado en nuevas leyes que se adaptan a las estructuras legales vigentes y sistemas económicos actuales que les permiten el cultivo de forma controlada. Algunos para su investigación otros para sus derivados y consumo personal o recreativo.
Últimas Noticias
La pyme argentina de capitales privados junto al INTA producirá en el país cannabis con fines medicinales, dando inicio a una nueva etapa que busca dar impulso al abastecimiento de materias primas para el mercado farmacéutico nacional.
Cultivadores, empresarios, abogados, ingenieros y emprendedores están enfocados en la industria, investigación y la producción del cannabis y del cáñamo en la región. Desde la Confederación Cannabica Argentina se celebra su creación.
Las condiciones impuestas por el Estado, a través de la nueva Reglamentación de La Ley 27350 del Programa de Investigación para Uso Terapéutico y Medicinal de Argentina, el REPROCANN (Registro del Programa de Cannabis), dejando toda retórica demagógica, en los hechos han llevado a el Cannabis que es un recurso de una Fitoterapia con amplias bondades para la Salud de las Personas, vuelvan frustrar las esperanzas y hagan inaccesible este recurso a la Salud.
La propuesta formativa, que cuenta con más de 800 personas inscriptas, se dictará de forma virtual y tendrá una duración de seis meses, con dos encuentros mensuales. Es ofrecida por la Universidad Nacional Arturo Jauretche en convenio de cooperación científica y técnica con el CONICET, el Ministerio de Salud de la Nación y el Hospital “El Cruce Dr. Néstor Carlos Kirchner”.
Serán tres días de eventos gratuitos y habrá un congreso exclusivo para empresarios, industriales e inversores. El evento se ubicará en Parque Intercultural en el Domo del Centenario, en la ciudad de Resistencia y se esperan 120.000 personas que circulen al largo de los tres días
El Ministro de Producción provincial, Miguel Mandrille, se expresó positivamente respecto de la posibilidad de producir cannabis para la salud. Santiago del Estero ya cuenta con un marco regulatorio que establece la cobertura de los tratamientos a través de la obra social de la provincia.
Un documento confeccionado por el Ministerio de Desarrollo Productivo posiciona al sector como una de las alternativas a construir de cara a la reactivación del país, en el marco de diversos ejes generales como la creación de empleos formales y de calidad, el desarrollo de las economías regionales, la posibilidad de exportación para PyMEs, entre otros.
La Agrupación Paranaense de Agricultorxs Cannabicxs, en Argentina, lanzó una campaña para que profesionales de la salud comiencen a trabajar con cannabis medicinal.
Las semillas pertenecen a cinco variedades y se destinarán a pruebas en tres modelos productivos diferentes. La próxima semana, la Sociedad del Estado CanMe San Juan confirmará los resultados de la segunda convocatoria a empresas para participar en su proyecto de investigación y producción, donde evalúa nueve propuestas.
En diálogo con Industria Cannabis, Araujo pasó por los orígenes de su interés por el sector y la creación de la Asociación Brasileña de Industrias Cannabinoides (BRCann). A su vez, ofreció su mirada sobre la situación actual en Brasil y las dificultades que podrían encontrarse en el desarrollo de una industria: “es necesario que haya una política de Estado, no solo una ley”, afirmó.
Seleccion del Editor
Diálogo con Graciela Jara Sánchez, encargada de Distribuidora 1422
Mónica Hourcade: “Tiene que asegurarse la provisión de un aceite que vos sepas con certeza lo que estás tomando”
El modelo canadiense - Cómo funciona el modelo de industria del cannabis más avanzado
Argentina se tiñe de verde: cuáles y cómo son las leyes y proyectos en todo el país, tras la nueva reglamentación de la Ley 27.350